Ley de atracción

La Ley de Atracción estipula que lo similar se atrae.

Programa una sesión gratuita y descubre más

La Ley de Atracción no es una teoría o principio sino una Ley, algo absoluto e indefectible como la Ley de Gravedad o de la Electricidad, quizá no puedas explicar ni comprender cómo funcionan pero las usas y puedes beneficiarte de ellas.

La Ley de Atracción atrae lo similar, dicho de otro modo, a un nivel mental cada pensamiento es energía en forma de onda eléctrica que en virtud de la Ley de Atracción atrae más pensamientos de la misma frecuencia que tienen un efecto sobre nuestros cuerpos, actitudes, decisiones y por tanto en nuestra propia realidad. En el Universo todo es vibración, cada átomo y partícula de materia está en continua vibración, y es la vibración la que activa la Ley de Atracción. Por tanto es neutra, únicamente responde a la vibración dominante.

Nuestros pensamientos dominantes y nuestro enfoque generan emociones dominantes, vibración dominante, responsable de lo que se manifiesta en nuestra experiencia.

Lo que mantienes en tu mente con energía y firmeza y lo sientes, tenderá a ser manifestado en tu realidad. Lo atraerás.

La Física Cuántica ya ha demostrado la Ley de Atracción a un nivel subatómico, y a su vez la Neurociencia , Psicología para el condicionamiento del éxito , PNL… aportan datos tales como que una persona activa tiene de media unos 60.000 pensamientos/día y toma alrededor de 3.000 decisiones y además un 80% de esos pensamientos son negativos o de carencia, duda… ¿Entiendes el efecto que ha tenido esto en tu vida? Imagina ahora que el 80% de tus pensamientos fuesen positivos, de logro, confianza… ¿qué porcentaje de tus 3.000 decisiones te empujarían a experimentar lo que en realidad deseas? ¿qué resultados estarías experimentando en tu vida si tu actitud mental dominante estuviese enfocada continuamente en lo que verdaderamente deseas?